Sor Juana Inés de la Cruz habló de los líquidos humores como metáforas de lágrimas, y a ellas está dedicado este espacio, a las lágrimas provocadas por una novela... o por un cuento; por un poema... o por una canción; por una escultura... o por una construcción; por una ópera... o por un drama; por una fotografía... o por un dibujo; por un cómic... o por una pintura; por una película... o por un documental; por un... o por un...

domingo, 30 de marzo de 2008

ARCIMBOLDO (lágrimas manieristas)

El emperador Rodolfo II, caracterizado como el dios Vertumno (1591)

Mira la manzana, mira el melocotón,
cómo se me ofrecen en ambas mejillas
redondos y llenos de vida.
Fíjate en mis ojos,
de color cereza cada uno,
el otro de color de mora.
No te dejes engañar,es mi cara.

Gregorio Comanini


EL LEONARDO DA VINCI DE LA CORTE BOHEMIA


Giuseppe Arcimboldo (Milán, 1526) es uno de los pintores más originales del Renacimiento italiano por sus retratos manieristas y detallistas en los que utilizaba elementos de la naturaleza como frutos, flores, animales, plantas y verduras.

El artista, cuando retrató al emperador Rodolfo II, lo concibió como el dios de la mitología romana Vertumno, que representaba la abundancia de frutos de la naturaleza en las diferentes estaciones del año. El cuadro es una alegoría con doble significado: por un lado es símbolo del poder y la riqueza del emperador y de la edad de oro que vive la época; por otro, es la advertencia a sus súbditos de que, gracias a él, no habrá escasez y que los beneficios de la tierra serán generosamente distribuidos.

El emperador diría de él que era el "Leonardo da Vinci de la corte bohemia", y no es de extrañar porque Arcimboldo fue, no solo el escenógrafo oficial de la corte (encargado del diseño de muchos de los disfraces y máscaras que se lucían en las fiestas de palacio) sino que inventó instrumentos musicales, diseñó aparatos hidráulicos y se convirtió en ilustrador de la fauna y flora por encargo de grandes científicos, como el conde italiano Ulises Aldrovandi, uno de los sabios más polifacéticos y destacados del Renacimiento.

Autorretrato del pintor


ANTICIPO DEL SURREALISMO Y DEL CUBISMO

Tras su muerte (en 1593) su obra cayó en el olvido hasta que en el siglo XX fue rescatada por los pintores surrealistas (sus obras fueron fuente de inspiración de Dalí), cautivados por sus juegos visuales, su imaginación y la posibilidad de la doble lectura de sus lienzos: según el sentido, un cuadro como El cocinero (1570) puede ser tanto un inocente bodegón...



... como un perturbado personaje:



El bibliotecario (1562), composición hecha con libros, está considerado como un anticipo del cubismo:



SOBRE SU VIDA

Sabemos muy poco de su vida y ni siquiera se conoce su nombre real (utilizaba indistintamente las variantes Josephus, Joseh o Josepho para su nombre de pila, y Arcimboldi o Arcimboldus para el apellido).

Sus primeros trabajos fueron unos diseños para unos tapices de la catedral de Como y para las vidrieras de la Catedral de Milán con las escenas de la vida de santa Catalina de Alejandría que están fechadas entre 1548 y 1557. En 1562 se trasladó a vivir a Praga y después a Viena, donde trabajó como pintor en la corte de los Habsburgo.

Sus lienzos más famosos son las series Las cuatro estaciones y Los cuatro elementos.

Su influencia pictórica reconocida fue el pintor flamenco del siglo XVI, Peter Brueghel, el Viejo, por el tratamiento fantástico que este también utilizaba en sus pinturas.

------------------------------------------------------------------------------------------------
- Imágenes de Wikipedia (Retrato del emperador Rodolfo II; El bibliotecario) y Flickr (Autorretrato; El cocinero).

- Información sobre Arcimboldo tomada de La web de las artes, IES Cossío y XL Semanal.